Periodista: muestra mejor tu trabajo

¿Qué herramientas utilizamos los periodistas y creadores de contenidos para mostrar nuestro trabajo? LinkedIn o About.me de forma más estática o incluso Twitter, cruzando los dedos por los RTs a nuestras últimas publicaciones.

Eso no está mal, de hecho es necesario. ¿Pero de verdad no se puede hacer nada más? Como vimos aquí y aquí, con Newsroom.land podemos crear nuestra hemeroteca personal. Un portfolio actualizado de forma muy sencilla con todas nuestras historias, organizadas por el sitio donde las publicamos.

Nuestra mejor tarjeta de visita…

… debería ser nuestro trabajo, ¿no? Por eso la mejor forma de aprovechar el potencial deNewsroom.land es usar nuestro perfil como firma. En los emails, por ejemplo:

El mail lo dice todo :)

El mail lo dice todo 🙂

Allí donde tengas un campo para poner tu perfil profesional puedes darle una oportunidad a Newsroom.land. Quizá te acabe sorprendiendo el resultado 🙂

Novedades: feeds y directorio público

Desde hace un par de días, además, dispones de un feed RSS con todas tus historias:

Al principio del listado de tus noticias podrás ver el enlace a tu feed RSS.

Al principio del listado de tus noticias podrás ver el enlace a tu feed RSS.

Copia el enlace y difúndelo, úsalo para crear widgets con todas tus historias, distribúyelo en feedly… en fin, úsalo como quieras. Sin duda, es tuyo.

También hemos creado un feed con la suma de las historias que van introduciendo todos nuestros usuarios:

Feed de las historias de todos los profesionales que están en Newsroom.land.

En la web lo podréis encontrar al pie de todas las páginas.

Por último, a demanda de muchos usuarios por Twitter, hemos creado un listado actualizado de todos los profesionales que hay en Newsroom.land y hemos llevado a los tres últimos a portada:

En la Home (para usuarios no loggeados) podemos ver a los tres últimos que se crearon su perfil.

En la Home (para usuarios no loggeados) podemos ver a los tres últimos que se crearon su perfil.

Eso es todo e momento. Vamos a seguir haciendo alguna cosa más. Sigo agradeciendo todo tipo de feedback y siguen siendo bienvenidos/as personas que quieran participar activa y seriamente en el desarrollo (contacto aquí).

Un experimento para periodistas

Hace ya unos meses empecé un pequeño experimento. Pequeño por simple y espartano. Quise hacer un botón que al pulsarlo convierta un perfil de Twitter en otra cosa. Desde luego no mejor. Otra cosa: un portfolio de historias. Fin.

No un algoritmo que analice tweets y cree por sí solo y a partir de ellos fabulosas historias. Simplemente un lugar donde colocar las historias que tú creaste (con tus manitas). Tu foto de Twitter, tu bio de Twitter, hasta tu imagen de fondo de Twitter. También un botón muy grande para que te sigan en Twitter.

Pero no tus tweets (para eso ya está Twitter).

De momento se llama Newsroom.land

Home de Newsroom.land, lo que se ve es todo lo que hay

Home de Newsroom.land, lo que se ve es todo lo que hay

Como se ve claramente, sólo se ofrece una opción:

Simple, ¿no?

Simple, ¿no?

¿Qué pasa cuando pulsas? Quizá quieres probarlo tú mismo (la aplicación no puede publicar nada ni seguir ni hacer fav por ti. Sólo capta tu avatar, fondo, bio y usuario de Twitter).

Como verás, tras aceptar la aplicación en Twitter, llegarás a una página con tu perfil:

Mi perfil en Newsroom.land

Mi perfil en Newsroom.land.

Puedes cambiar tu nombre de usuario, tu imagen de fondo, etc:

Editando mi perfil

Editando mi perfil

Pero por si no te apetece, la aplicación te lo da ya hecho.

¿Y para que sirve (de momento) Newsroom.land?

Para dos cosas muy sencillas y muy relacionadas:

1. Para tener-colocar-guardar-mostrar nuestras historias ordenadas por los sitios donde las publicamos. Así:
El sistema es tan sencillo como los trazos que lo explican

El sistema es tan sencillo como los trazos que lo explican. En la columna izquierda aparecen las fuentes donde el usuario ha publicado sus historias. Y a la derecha, las historias. En este pantallazo se muestran todas (“All (59)”). Si selecciono, por ejemplo, Eldiario, mostrará sólo las 22 que he publicado en este medio. Y así sucesivamente. Internamente estas se ordenan por fecha (por defecto) o por Favoritos. El usuario puede destacar sus historias individualmente.

Añadir historias al portfolio es a prueba de vagos o gente con poco tiempo o paciencia: basta con pegar la URL. Ahí:

Pegas la URL en la caja y haces clic en el botón verde. Y ya.

Pegas la URL en la caja y haces clic en el botón verde. Y ya. Punto. Newsroom.land coge el titular, la imagen destacada de tu artículo, la fuente y la fecha y lo clasifica y pone bonito en tu portfolio.

y

2. Que si a alguien le interesa nuestro trabajo aquí mostrado, nos lo deje saber:
muy simple

Nada de conexiones mágicas ni klouts: ¿te interesa, del modo que sea, lo que hago? Contáctame. Ah, esto es opcional: si no quieres que nadie te moleste, puedes desactivar este formulario 🙂

Pues eso y poco más: puedes editar las historias, el sistema las coge enteras con HTML y todo pero solo muestra una parte; puedes establecer en qué temas, ámbitos geográficos y formatos eres experto y puedes destacar tus historias. Ah, bueno, eso ya lo dije. Pues ya está, esto es todo.

De momento.

Un experimento. èsalo como quieras. Aunque lo he pensado como y para periodistas, igual te sirve para tus trabajos de la uni, tus papers o qué se yo.

Sí, sí, ya sé que faltan muchas cosas. Seguro que también alguna sobra, y mira que hay pocas. Tu feedback aquí en los comentarios o por mail (paullopf(arroba)gmail(punto)com) será apreciado y respondido.

Quién sabe. A lo mejor juntos descubrimos mejor cuál debería ser la siguiente funcionalidad de Newsroom.land.

Una pista (obvia) para empezar: piensa en el nombre.


Para los frikis del asunto, aquí los mockups navegables que le hice a Dacmail  para el desarrollo (todo en PHP). Diseño no hay, es todo Bootstrap. Bueno, el logo, que lo hice yo, no creo que se pueda incluir en ‘Diseño’. Se admiten propuestas de mejora.

Ir a Newsroom.land.

Periodismo postindustrial resumido: las claves

Periodismo postindustrial

Portada de la traducción al castellano de Post-industrial Journalism, Periodismo Postindustrial

El paper escrito por C.W. Anderson, Emily Bell y Clay Shirky desde el TOW Center for Digital Journalism de la Columbia Journalism School de Nueva York está siendo uno de los documentos más citados y recomendados en círculos de periodistas, ya sea en listas de correo cerradas o abiertamente en las redes sociales.

¿Pero realmente todos los interesados se están leyendo el documento? No es un libro, pero como paper no puede negarse que es extenso: más de 60 páginas. Puede no parecer mucho, pero lo es para la mentalidad de tweet o post corto o para aquellos con el gatillo fácil para apps como Pocket.

Para facilitar las cosas, Pepe Cervera nos regaló a todos una traducción al castellano en el marco del XIV Congreso de Periodismo Digital de Huesca.

Como cuando me lo leí fui extractando las partes que iba considerando más importantes, simplemente las pego aquí por si alguien se le hace más apetecible afrontar 16 páginas que 60, o quizá tras esto se anime a leer el original entero 🙂

Ahí va:

PERIODISMO POSTINDUSTRIAL

Libro original: http://towcenter.org/research/post-industrial-journalism/

Traducción español: http://www.ecicero.es/periodismo-postindustrial-epub/

Extracto en Google Docs (por si quieres tunear tu propio resumen).

Extractado por @paullop.


SECCI

En defensa de los derechos fundamentales en Internet

ley2-500x61

Ante la inclusión en el Anteproyecto de Ley de Economía sostenible de modificaciones legislativas que afectan al libre ejercicio de las libertades de expresión, información y el derecho de acceso a la cultura a través de Internet, los periodistas, bloggers, usuarios, profesionales y creadores de internet manifestamos nuestra firme oposición al proyecto, y declaramos que:

1.- Los derechos de autor no pueden situarse por encima de los derechos fundamentales de los ciudadanos, como el derecho a la privacidad, a la seguridad, a la presunción de inocencia, a la tutela judicial efectiva y a la libertad de expresión.

2.- La suspensión de derechos fundamentales es y debe seguir siendo competencia exclusiva del poder judicial. Ni un cierre sin sentencia. Este anteproyecto, en contra de lo establecido en el artículo 20.5 de la Constitución, pone en manos de un órgano no judicial -un organismo dependiente del ministerio de Cultura-, la potestad de impedir a los ciudadanos españoles el acceso a cualquier página web.

3.- La nueva legislación creará inseguridad jurídica en todo el sector tecnológico español, perjudicando uno de los pocos campos de desarrollo y futuro de nuestra economía, entorpeciendo la creación de empresas, introduciendo trabas a la libre competencia y ralentizando su proyección internacional.

4.- La nueva legislación propuesta amenaza a los nuevos creadores y entorpece la creación cultural. Con Internet y los sucesivos avances tecnológicos se ha democratizado extraordinariamente la creación y emisión de contenidos de todo tipo, que ya no provienen prevalentemente de las industrias culturales tradicionales, sino de multitud de fuentes diferentes.

5.- Los autores, como todos los trabajadores, tienen derecho a vivir de su trabajo con nuevas ideas creativas, modelos de negocio y actividades asociadas a sus creaciones. Intentar sostener con cambios legislativos a una industria obsoleta que no sabe adaptarse a este nuevo entorno no es ni justo ni realista. Si su modelo de negocio se basaba en el control de las copias de las obras y en Internet no es posible sin vulnerar derechos fundamentales, deberían buscar otro modelo.

6.- Consideramos que las industrias culturales necesitan para sobrevivir alternativas modernas, eficaces, creíbles y asequibles y que se adecuen a los nuevos usos sociales, en lugar de limitaciones tan desproporcionadas como ineficaces para el fin que dicen perseguir.

7.- Internet debe funcionar de forma libre y sin interferencias políticas auspiciadas por sectores que pretenden perpetuar obsoletos modelos de negocio e imposibilitar que el saber humano siga siendo libre.

8.- Exigimos que el Gobierno garantice por ley la neutralidad de la Red en España, ante cualquier presión que pueda producirse, como marco para el desarrollo de una economía sostenible y realista de cara al futuro.

9.- Proponemos una verdadera reforma del derecho de propiedad intelectual orientada a su fin: devolver a la sociedad el conocimiento, promover el dominio público y limitar los abusos de las entidades gestoras.

10.- En democracia las leyes y sus modificaciones deben aprobarse tras el oportuno debate público y habiendo consultado previamente a todas las partes implicadas. No es de recibo que se realicen cambios legislativos que afectan a derechos fundamentales en una ley no orgánica y que versa sobre otra materia.

NOTA: Este manifiesto fue redactado conjuntamente por periodistas, bloggers e internautas, en una maratoniana sesión durante la tarde-noche de ayer. Si estás de acuerdo, difúndelo por todas las vías que puedas.

Imagen Banner de Manuel M. Almeida